En una Iglesia catedral colmada de fieles, el obispo de la diócesis de Reconquista, Monseñor Ángel José Macín, celebró la misa de Ramos, en el domingo que la comunidad cristiana comenzó a transitar la Semana Mayor de la Fe, donde vivirá el Triduo de la pasión, muerte y resurrección de Cristo.

“Contemplemos la mansedumbre de Cristo ante tanta violencia hacia ÈL y a su alrededor. Jesús nos enseña que la violencia no se enfrenta con más violencia, la Paz es la manera de responder ante la violencia que hoy nos rodea en la sociedad actual. Violencia verbal y física. Redes sociales cargadas de ira y descalificaciones. La mansedumbre y la Paz del Cristiano no deben significar renunciar a la verdad y a la justicia, mirar para otro lado o estar ausente del conflicto. El conflicto y la diferencia de opiniones es muy humano, pero debemos aportar Paz que surja desde nuestro corazón hacia nuestros seres queridos, hacia los ámbitos donde nos movemos y hacia toda la sociedad”, señalo Monseñor en parte de su homilía.

 

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here