Este domingo, ante una multitud, el Obispo Diocesano Monseñor Ángel José Macin puso en funciones al Padre Gustavo Braidot como nuevo párroco de nuestra ciudad.

Tanto el Obispo como al padre Gustavo son oriundos de Malabrigo y ambos estuvieron cumpliendo su misión en la parroquia Nuestra Señora del Huerto.

Consultado por este miedo, cuando recién arribaba a nuestra localidad el Padre Braidot decía “es todo un desafío ser sacerdote donde uno nació, va a ser una experiencia muy distinta a la de Romang y seguramente será muy enriquecedora”

Y agrego “les pido paciencia, porque va a llevar un tiempo poder acomodarme para conocer el ritmo propio de Malabrigo, estoy muy contento y espero que podamos seguir creciendo juntos con toda la comunidad”.

 

Fuente – Malabrigo Noticias

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here