La diputada provincial Marlen Espindola es autora de una serie de proyectos legislativos, a través de los cuales solicita la normalización de la atención del Registro Civil de Reconquista, que garantice la realización de los DNI y pasaportes. “Los operativos llevados a cabo por móviles del
RENAPER (Registro Nacional de las Personas), Santa Fe Más y la habilitación de una oficina en el municipio -destaca- muestran el retraso en la prestación de este servicio esencial por parte del
gobierno provincial”.
El colapso de los operativos en más de una ocasión con turnos agotados en minutos, reflejan la magnitud del problema. “Lo más grave -subraya Espindola- pasaron las elecciones y ya no se
instrumentan estos tipos de operativos. El ciudadano no cuenta hoy día con la posibilidad de obtener un turno, a excepción que decida desplazarse por centenares de kilómetros para ser
atendidos. “La otro alternativa -explica- es abonar 1500 pesos por una atención premium que, sumado al costo original del trámite, se constituye en una imposibilidad para muchos ciudadanos”.
La diputada radical señala que esta situación de mal trato y falta de respeto no existían en gobiernos anteriores, cuando se habilitaron los nodos o Centros Cívicos, que fueron facilitadores
de los trámites que los pobladores del norte santafesino deben realizar en dependencias del estado provincial. “Ahora anuncian -enfatiza- que se montará un nuevo centro operativo en dependencias del viejo hospital de Reconquista”.
Solicitud de información: La diputada Espindola requiere establecer las partidas presupuestarias destinadas a la reparación y puesta en condiciones de las instalaciones edilicias del lugar y los montos ya ejecutados para tal finalidad. Requiere conocer también las etapas y cronogramas de obras a realizar, el compromiso asumido por el municipio de Reconquista y lo mas importante, las medidas previstas para garantizar la prestación de los servicios durante todo este lapso de tiempo y una vez establecidos en el nuevo emplazamiento. Puntualiza que el lugar escogido es un edificio, con severos problemas de humedad, filtraciones en los techos, e instalaciones eléctricas en pésimas condiciones, entre los problemas a resolver.
“La realidad indica -finaliza Espindola- que muy a pesar de todos los anuncios realizados y pasados los operativos relámpagos, el gobierno provincial sigue ocupando un inmueble en forma
irregular, sobre el que existe el reclamo de pago por meses de alquileres adeudados y el pedido de desalojo. Se suma a ello, la imposibilidad de acceder a un turno en el Registro Civil de Reconquista.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here