El gobernador de la provincia Miguel Lifschitz anunció esta mañana que decidió suspender el decreto de convocatoria a una consulta popular por la reforma constitucional que se llevaría a cabo de forma conjunta con las elecciones generales del próximo 16 de junio.

En conferencia de prensa junto a todo su gabinete, Lifschitz sostuvo que la propuesta de la consulta popular nació del propio candidato a gobernador del peronismo, Omar Perotti. Pese a esto, el mandatario indicó que lejos de aceptar este criterio, desde ese sector «se ponen obstáculos para  evitar la participación ciudadana».

Leer
Diputados de Santa Fe Aprobaron por Unanimidad proyecto de “Ficha Limpia” para cargos electivos

«Más allá de los discursos, no quieren la reforma. Se opusieron durante 24 años, y ahora de diversas maneras buscan evitar que haya un pronunciamiento ciudadano sobre este tema. En realidad, lo que se está promoviendo es una campaña artera y muy irresponsable para generar sospechas sobre el proceso electoral que está en marcha, quizás preparándose para cuestionar un resultado si es que no lo favorece el 16 de junio», sentenció.

Finalmente, en este marco Lifschitz manifestó su preocupación «por cualquier tipo de sospecha que pueda enturbiar el proceso electoral», por lo que anunció la suspensión del plebiscito para garantizar la transparencia de los resultados de la elección de los santafesinos.

Leer
Corte Suprema dispuso un nuevo esquema ampliado para la prestación del servicio

«Queremos preservar la discusión sobre la reforma, del bastardeo que termina opacando lo que debiera ser una discusión con altura sobre el futuro de la provincia que priorizara los acuerdos, porque ese es el profundo de una reforma constitucional», concluyó.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here