El obispo Ángel José Macín presidio la celebración del domingo de Ramos en la Iglesia Catedral de Reconquista.

Una multitud participo de la ceremonia que comenzó en la esquina de Iturraspe y Ley 1420 con la bendición de los ramos para caminar hacia el atrio de la Catedral donde se compartió la Santa Misa.

En parte de su mensaje el obispo señalo “Los cristianos no podemos ser espectadores de la Semana Santa, los cristianos debemos vivir la Semana Santa. El relato de la Pasión nos muestra que no son realidades de la historia o que quedaron en el pasado, la Pasión, Muerte y Resurrección sigue germinando en la historia. No puede seguir todo igual, debemos vivir la Semana Santa, dando el paso de la muerte de la realidad del pecado a la vida nueva que nos da el señor, eso es vivir la Pascua. Hechos a imagen y semejanza de Dios se representa en nosotros la grandeza de la dignidad humana pero en contraste también encontramos la miseria humana de cobardía, de traición. Debemos vivir con intensidad está Pascua para actuar con compromiso cristiano trasformando las realidades de muerte”.

Leer
Reunión Multiagencial del Comando Unificado abordando como tema principal la problemática de la población

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here