El bloque integrado por los concejales Alejandro Bustos y Daniel Parra no acompañó la Ejecución Presupuestaria que detalla el dinero recaudado e invertido en las distintas áreas del Municipio durante el período 2016, argumentando “falta de información y presentación fuera de término”. La misma sólo fue acompañada por los tres concejales del oficialismo: Cian, Fariz y Chantiri que votaron a favor de su aprobación por dictamen de mayoría. En tanto, el concejal del PRO se abstuvo.

A grandes rasgos, la Ejecución Presupuestaria es la etapa del sistema presupuestario donde el gobierno debe exponer con detalles la utilización, distribución y aplicación de los recursos financieros y materiales con los que cuenta, en base a proyecciones previas sobre los ingresos y de los gastos concretos y otros factores, para llevar a cabo su plan de gobierno en sus distintas áreas. Dicha etapa debe ser planificada y presentada por el Ejecutivo (a cargo de la intendencia), que luego deberá enviarlo al órgano legislativo para someterlo a debate y posterior votación en la instancia legislativa (Concejo Deliberante).

Respecto a la Ejecución Presupuestaria verense, el concejal Bustos explicó que “en primer lugar, la ejecución presupuestaria, por ley (Art. 21 de la ley Nº 2756), debe presentarse siempre en abril de cada año. Este año se presentó en junio, totalmente fuera de tiempo. En segundo lugar, este tema se trata siempre dentro de la Comisión de Gobierno y Hacienda de la cual soy parte (los demás miembros son los concejales Fabian Cian y Eliana Faris). Nuestra tarea es realizar ‘dictámenes de comisión’ que pueden salir por mayoría o por minoría”.

En este caso particular de la Ejecución Presupuestaria, “decidí hacer un dictamen en minoría donde expongo claramente cuáles son las razones que fundamentan mi posición de no aprobar la ejecución del presupuesto elaborado por el municipio”, continuó el concejal del Frente Justicialista.

Algunas de estas razones esgrimidas para fundamentar esta decisión fueron: que la información aportada por el municipio fue insuficiente y que ni siquiera se presentaron los datos específicos solicitados. “Lo poco que presentaron lo hicieron fuera de término, incumpliendo lo establecido por ley. Los motivos principales son esos, la falta de información y el no respetar los tiempos y las formas”, remarcó Alejandro Bustos.

“Nuestro objetivo es defender el bolsillo de los verenses”

“Estas no son cuestiones menores, ya que dificultan el análisis necesario que los concejales debemos hacer para poder aprobar las cuentas y los gastos que el municipio realiza durante el año. Nosotros siempre tuvimos un objetivo claro que es defender la plata de los verenses y saber dónde y cómo se gasta nuestro dinero”, sostuvo Bustos en otro tramo de su exposición.

Otros motivos enumerados por el edil justicialista fueron la no inclusión de los detalles sobre las deudas municipales, la falta de información sobre la plantilla de empleados y los pedidos de informes puntuales sin respuestas del ejecutivo: “En este caso, otra vez los balances de caja y la ejecución presupuestaria no contienen todas las deudas existentes que mantiene el municipio. No nos dieron la información sobre dónde se gastaron los $205.000 de veredas y pasillos, porque la Secretaría de Obras Públicas, a cargo del arq. Jesús Iglesias, no contestó el informe solicitado. Tampoco se nos entregó la nómina de empleados municipales que son 187, según la Ejecución Presupuestaria”.

Respecto a la instancia de votación del proyecto oficial, Bustos indicó que “hay un sinfín de cuestiones por las cuales decidí la no aprobación de la Ejecución. A pesar de todo y llevado esto a la sesión del Concejo Deliberante, los tres concejales oficialistas: Eliana Fariz, Fabián Cian Cristian Chantiri  decidieron votar por el dictamen de mayoría; Jorge Yukich del PRO se abstuvo argumentando falta de información y en nuestro bloque votamos por nuestro dictamen en minoría manifestando nuestra disconformidad, reflejada en la no aprobación de la Ejecución”.

Por último, el concejal de la oposición aclaró que ve con buenos ojos el gesto de Cristian Chantiri de abrir más la discusión sobre el presupuesto para el año 2018. “El presidente del Concejo manifestóel compromiso de discutir el presupuesto del 2018. Esto es importantísimo porque es la primera vez se va a respetar nuestra función de contralor y nos permitirá comprometernos aún más en la definición de las políticas que va a llevar adelante el municipio”, finalizó.

 

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here