Siguiendo su sueño, a los 15 años dejo su segura y querida Reconquista y se mudó a Córdoba. Este gran cambio primero le costó, sobre todo el tener que vivir solo, entrenar todo el día y estudiar por las noches.

Sus esfuerzos y resignar cosas les dieron mucha experiencia. Gracias a su convicción y pasión, pudo conocer muchos lugares de la Argentina y Latinoamérica. Jugo todos los torneos posibles y aunque se reconoce como un jugador medio, sumó los puntos suficientes para alcanzar con el ranking una carrera en Estados Unidos, o mejor dicho dos.

Gaspar Audisio, es el joven que desde niño encontró su cansancio y su descanso en el tenis. Con el apoyo de sus entrenadores y su mamá que también la describe como su psicóloga y formadora, extenderá su sueño unos kilómetros más hasta Tennesse, en los estados unidos de américa. Allí lo albergaran en una Universidad donde podrá estudiar una carrera universitaria y continuar sus entrenamientos. Con su tenis representará a Nashville y podrá jugar torneos de mayor nivel con el objetivo puesto en poder llegar hasta los grandes.

Para estar viviendo esta gran oportunidad, el joven tuvo que entrenar más duro para jugar torneos difíciles con ranking de tenis internacionales, rendir exámenes en inglés y juntar el dinero para solventar los gastos del pasaje.

El 13 de enero, este tenista afianzado en sus convicciones subirá al avión que lo trasladará más cerca de su nueva meta.

Gaspar comparte su alegría con gran agradecimiento y describe la nueva experiencia en puerta como un proyecto anhelado, donde lo mueve la pasión por el tenis y la posibilidad de formarse en psicología. Pero también lo asusta el desafío de vivir en un nuevo país, tener que hablar otro idioma y rendir física y psicológicamente.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here