Los ministerios de Infraestructura y el de Ambiente con el Comité de los Bajos Submeridionales y la Facultad de Ingeniería y Ciencias Hídricas de la UNL, elaboran un Plan Director para una gestión integrada y sustentable de los recursos hídricos y productivos, protegiendo la biodiversidad en dicha planicie del norte santafesino.

El Ministerio de Infraestructura, Servicios Públicos y Hábitat de la provincia junto al Comité Interjurisdiccional de la Región Hídrica de los Bajos Submeridionales (Cirhbas) y la Facultad de Ingeniería y Ciencias Hídricas de la Universidad Nacional del Litoral (Fich-UNL) llevan adelante la formulación de un Plan Director con el objetivo de planificar obras de infraestructura desde un abordaje de la gestión integrada y sustentable de los recursos hídricos y productivos, protegiendo la biodiversidad y promoviendo los recursos humanos en esa franja de más de 3 millones de hectáreas del territorio santafesino norteño.

En este sentido, la ministra, Silvina Frana, explicó: “Desde el inicio de la gestión, hemos dialogado con los actores locales para escuchar las problemáticas existentes en la zona de los Bajos Submeridionales, y así, tomar las mejores decisiones para que los proyectos definitivos y el financiamiento se destinen a obras prioritarias para fortalecer el entramado productivo».

«Para ello –sostuvo- estamos llevando a cabo diferentes estrategias a través de convenios con la FICH-UNL y con el Consejo Federal de Inversiones, los cuales trabajan en dicha zona realizando estudios hidrológicos y topográficos para avanzar con las obras que requiere esta región».

Frana añadió: «Esta es una de tantas acciones que ratifican la vocación del gobernador Omar Perotti, y que estamos llevando adelante como estrategia para equilibrar la provincia. Todos sabemos que no es la misma provincia la que miramos al sur o la que observamos al norte, y ahí es el Estado el que tiene que intervenir para generar políticas públicas que borren esos desequilibrios territoriales. Y para esto, el abordaje será desde una mirada integral que respete especialmente el medio ambiente.

Con Ambiente y Cambio Climático

En tanto, la ministra se refirió a la importancia y el cuidado medioambiental de esta zona: «Sabemos que esta región constituye uno de los territorios más extensos y menos degradado de nuestro país, por lo que es una oportunidad para establecer criterios de conservación y realizar un manejo sostenible de la actividad productiva, que preserve estos ambientes con sus procesos ecológicos, y su flora y fauna asociada”.

«Por esta razón y por el impacto que las obras derivan, estamos trabajando con la ministra de Ambiente y Cambio Climático, Érika Gonnet, porque este Plan Director prevé desarrollar una Evaluación Ambiental Estratégica (EAE) que permitirá un análisis de políticas, planes y programas donde se incorpore consideraciones ambientales y de sustentabilidad del territorio», subrayó la ministra.

De este estudio, se podrá identificar y proyectar tipologías de obras y medidas no estructurales para el manejo racional y sustentable de los recursos hídricos, promoviendo el desarrollo humano, incrementando los niveles de productividad, los servicios ambientales, la biodiversidad, y protegiendo los recursos hídricos y el suelo.

Obras de Acondicionamiento Hidráulico

Por su parte, el secretario de Recursos Hídricos, Roberto Gioria, explicó los estudios hidrolólgicos y topográficos que se están desarrollando para avanzar con los proyectos de obras y el Plan Director: “Tanto el trabajo de la FICH como del CFI serán clave para planificar obras de acondicionamiento hidráulico, viales y de defensas, para disminuir la vulnerabilidad hídrica, minimizando potenciales impactos nocivos sobre el ambiente”.

Durante el plazo de elaboración del Plan Director, el gobierno provincial realizará acciones de conservación y/o restitución de capacidades hidrológicas naturales, con el propósito de atender requerimientos y posibilidades de adaptación al riesgo hídrico (RH) de los sistemas de producción y de la infraestructura hidrovial, y de ese modo reducir: el riesgo de inundación en áreas urbanas y rurales; las pérdidas en la producción agropecuaria; y los daños en la red vial de calzada natural, provincial y distrital.

Para ello, el secretario Gioria adelantó el plan de acción en el corto y mediano plazo: «En una primera etapa, las obras estarán enfocadas principalmente en los sistemas de defensa contra inundaciones de centros urbanos y parajes rurales; la recuperación de transitabilidad de caminos provinciales de calzada natural, mediante consolidación de tramos de terraplén afectados por la inundación; el aumento de alcantarillado de cruce a fin de reducir su interferencias sobre el escurrimiento superficial; y la recuperación de la capacidad de conducción de canales de desagüe de la red pública expuestos a alto riesgo de inundación», describió Gioria.

Acerca de los Bajos Submeridionales Santafesinos 

Se trata de uno de los humedales más grandes y desconocidos de la Argentina, con 3,3 millones de hectáreas de extensión (más que toda la provincia de Misiones, que ocupa 2.980.100 hectáreas). En la provincia, su extensión abarca gran parte de los departamentos 9 de Julio y Vera, al oeste el departamento General Obligado y el norte del departamento San Cristóbal. La Cuenca abarca el arroyo de Los Amores en el noreste y parte de la cuenca del río Salado, en el sur.

La diversidad biológica del área se desarrolla bajo condiciones de inundación y sequías cíclicas y recurrentes. La principal actividad económica local es la ganadería extensiva, desarrollada sobre la base del forraje que ofrecen sus pastizales naturales.

Representan un importante reservorio de fauna, en particular para la concentración y nidificación de aves acuáticas (flamencos, patos, chorlos y playeros), posee poblaciones de aves características de pastizales en buen estado de conservación, y es una zona con presencia de águila coronada y cardenal amarillo, dos especies amenazadas de extinción. A su vez, forma parte del hábitat natural de dos mamíferos declarados Monumentos Naturales de la Provincia de Santa Fe: el venado de las pampas, y el aguará guazú, ambos considerados “En Peligro” dentro de la Argentina.

Por otro lado, a escala regional, esta gran planicie funciona como un inmenso colector de agua, que en períodos de excedencia, aporta grandes volúmenes al río Salado.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here