En uno de sus recorridos por la ciudad, el equipo de Radio Amanecer visitó, una vez más, a la Comunidad de Centros Barriales “San Oscar Romero”, donde conversaron con Miguel Merlo, referente de dicha comunidad.

 

San Oscar Romero es una organización que trabaja para la reinserción social de jóvenes con adicciones. Tiene varias sedes en Reconquista, pero en cada una de ellas, se llevan a cabo talleres de capacitación laboral en panificados, carpintería y otras actividades para que jóvenes que poseen problemas con las adicciones, se puedan reinsertar en la sociedad. Siempre, en cada momento que los jóvenes pasan en las sedes de la ONG “San Oscar Romero”, el diálogo y la palabra de Dios son fundamentales para lograr los objetivos planteados.

 

En esta oportunidad, el lugar estaba con mucho movimiento. Padres, madres, amigos, integrantes, colaboradores compartían una de las tantas tardes que los hermana.

El Referente, Miguel Merlo se hizo unos minutos para expresar los sentimientos que viven, comparten y los caracterizan como comunidad: “siempre estamos en movimiento, buscamos dar respuestas a quienes asisten a nosotros en busca de ayuda. Si no podemos socorrerlos, golpeamos puertas para encontrar la forma de ayudarlos”. Esto que expresa Miguel, sin dudas describe a dicha comunidad. Los que asisten siempre encuentran una mano tendida, un abrazo, un oído atento que los calma y los levanta cuando más lo necesitan.

Las experiencias que comparten los hace crecer día a día, siempre con humildad. Quienes colaboran y llevan adelante este lugar de apoyo, no se creen imprescindibles, autosuficientes, aunque muchas veces lo son, ellos siempre buscan trabajar conjuntamente con especialistas y profesionales, estudiosos en las problemáticas que se les presentan, como es particularmente la de adicciones.

Ante este escenario, Miguel señala que: “La fe y la esperanza hacen que se levanten, que puedan soñar, es nuestra metodología, se la transmitimos y juntos empujamos para alcanzar los sueños de cada uno. El secreto está en no trabajar solos, en ser conscientes de nuestras limitaciones por lo que pedimos ayuda a profesionales, psicólogos, psicopedagogas, trabajadoras sociales, talleristas, equipo técnico que ya forman parte de esta gran familia de cristo”.

A su vez, menciona que sin la familia de cada uno y sin el apoyo del Obispo no podrían estar hoy realizando el acompañamiento a quienes lo necesitan. Entre las acciones de contención que ofrecen, están los talleres de oficio, de expresión. Además, ayudan a que realicen los tramites de documentos, médicos, laborales, entre otros.

Cabe destacar, que el trabajo en los talleres de expresión, es clave. Muchas de las personas con problemas de adicciones presentan dificultades a la hora de comunicarse, lo cual obstaculiza su desarrollo y la capacidad de relacionarse con las personas y el entorno en general. A través de estos encuentros, trabajan en los pensamientos y sentimientos, mediante la técnica de la escritura. Ejercicio que ayuda a que diferencien entre lo que piensan y lo que sienten y así puedan expresarlos.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here