Con la presencia del obispo diocesano Angel José Macín, este sábado asumió el ministerio pastoral de la Parroquia San Luis Gonzaga, el presbítero Javier Ubaldo Pividori.

Con una celebración realizada frente al templo parroquial, este sábado 13 de febrero a las 19 horas asumió sus funciones el nuevo cura párroco. Se destacó el gesto, tras el pedido del obispo, a don Robaldi Rivoire para que bendiga al Padre Javier en su bienvenida a la parroquia.

MENSAJE AL NUEVO PARROCO

Desde el perfil en facebook de la parroquia, se publicó un mensaje al flamante pastor, que reza textualmente:

Padre Javier… Días atrás, en la misa de envío del padre Walter, lo hacíamos con una expresión muy significativa para nosotros… “con una mirada agradecida, te enviamos…”.

Y hoy además de rezar y reflexionar sobre tu llegada, confiando totalmente en la voluntad de nuestro señor, te recibimos con una mirada expectante, esperanzadora y dispuestos.

“Expectante”, porque todo lo desconocido produce asombro, y tantas preguntas que desde la fe llegaban a nuestro corazón. Preguntas que nos impulsan, animan a comenzar ésta nueva etapa.

“Esperanzadora”, porque creemos que sos un enviado por el señor y confirmado por el sucesor de los apóstoles, aquí presente, confiamos en tu acompañamiento en la tarea pastoral.

Y “dispuestos”, porque nuestras manos están abiertas y Extendidas ofreciendo dones, talentos y tiempo para la Cosecha que el señor nos tiene preparada.

Querida comunidad, en este tiempo, hemos tenido sentimientos encontrados: tristezas, alegrías y sobre todo muchas preguntas, pero el señor que con su inmenso amor derrama siempre abundantes bendiciones en calchaqui ha enviado un pastor familiero, compañero, caminador y andariego, un hombre de dios visionario ante la realidad de la gente e impulsador de la fe popular.

Pero sobre todo, va conquistando con su sencillez y Humildad.

Por eso Señor, te pedimos a ti, el gran alfarero; amalgama con tus manos pacientes estas dos arcillas… Párroco y comunidad, dando forma a la mejor vasija donde fluyan como agua viva. Amor, trabajo, caridad, solidaridad, mucha fe y paciencia.

Querido padre Javier, bienvenido y bendecido inicio en esta tu nueva parroquia.

Fuente – Revista Rescatados

 

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here